Seguir los requerimientos de la Ley FSMA es un requisito legal, determinado por la autoridad sanitaria de EEUU, la FDA. Los productores de aguacate deben cumplirla si quieren seguir exportando a EEUU. Ésta fue diseñada para que todos ellos, independientemente del tamaño de su huerta, puedan seguirla.