El importador de aguacate mexicano en EEUU debe reportar a la autoridad sanitaria de ese país, la FDA, que cumple todos los requisitos de la Ley FSMA. De presentarse alguna anomalía, el importador puede solicitar que se le presenten registros de la fruta enviada al vecino país. Es por ello que toda la cadena de valor del aguacate debe estar lista con el cumplimiento de esta ley antes de enero de 2020.